Bolivia registró repunte en valor y volumen de exportaciones

Foto: ABI

(ABI).- El Viceministerio de Comercio Exterior e Integración informó este martes que las exportaciones no tradicionales registraron en enero de este año un notable incremento en términos de volumen y valor, en comparación a las de similar período de 2020.

Según un boletín institucional, las ventas al exterior subieron de $us 128 millones a $us 161,5 millones, mientras que en volumen se elevaron de 241,7 a 254,8 miles de toneladas.

Se observa que hubo un repunte sostenido de los precios de varios productos de la oferta exportable no tradicional boliviana, entre ellos el complejo de la soya, el banano y la carne.

A pesar de las medidas proteccionistas que algunos países han ido aplicando, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura informó días atrás que los precios mundiales de algunos alimentos subieron en febrero a su máximo nivel desde julio de 2014, entre estos productos se encuentran los aceites vegetales.

En ese rubro, Bolivia concentra el mayor volumen de sus exportaciones no tradicionales. Sin embargo, algunos productos como la castaña y la quinua siguen exportándose a precios más bajos que antes de la pandemia por el COVID-19; y otros productos como la urea se dejaron de vender al exterior a partir de una decisión del gobierno de facto de Jeanine Áñez de suspender la producción nacional de las empresas públicas.

La reconducción económica basada en la reactivación de la producción nacional, la sustitución de las importaciones, el restablecimiento de la dinámica de la inversión pública y la redistribución del ingreso, son elementos claves para dinamizar el comercio exterior nacional.

Por otra parte, existen señales positivas de recuperación del mercado internacional para las exportaciones no tradicionales, razón por la cual, desde el Ministerio de Relaciones Exteriores, se trabaja en la apertura de mercados para éstos productos.

Pese a la difícil situación mundial por efecto de la pandemia por el COVID-19, las exportaciones no tradicionales registran un repunte tanto en volumen como en valor, según los registros de enero de los últimos años.

En términos de valor, se exportó un 26,2% más en enero de 2021 en
relación a enero de 2020, lo que significa $us 33,5 millones; y en términos de volumen un 5,1% más, lo que equivale a 13.000 toneladas adicionales.
Los productos derivados de soya son los que explican en mayor medida este incremento, con un crecimiento en volumen de un 24% y un crecimiento en valor del 81%.

Otros productos no tradicionales que han incrementado las exportaciones son joyería de oro (23,4%), a los mercados de Italia, España y Turquía; carne bovina (36%), a China, Ecuador, Hong Kong; bananas (56%), a los mercados de Argentina, Chile y Uruguay.

Por último, el ajonjolí, con un incremento significativo del 738,6%, que llega a los mercados de México, Estados Unidos, China y Países Bajos.

Sin embargo, existen productos de la oferta exportable nacional que aún no recuperan los precios que tenían en enero de 2020, entre ellos la quinua, porque pese a que ha registrado un incremento en volumen del 12,6%, en valor se tiene una disminución del 7,98%.

La castaña se ha exportado en un 19,94% más, pero se ha registrado un decremento en valor del 7,98%; así es el caso de las prendas de vestir, cuya venta en volumen se incrementó en 25,25%, pero su valor disminuyó en 1,41%. También, el azúcar que se exportó casi el mismo volumen, pero presentó una disminución considerable en el valor, en 12,09%.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here