Detectan la cepa ‘sudafricana’ del coronavirus en el Reino Unido

Imagen de Thiago Lazarino en Pixabay

Londres (Sputnik).- La cepa del COVID-19 identificada en Sudáfrica fue detectada en los análisis de dos residentes en Reino Unido que habían viajado al país africano, según confirmó el Gobierno británico.

“La nueva variante es muy preocupante porque es más transmisible aun y parece que ha mutado más que la variante descubierta en Reino Unido”, explicó el titular de Salud, Matt Hancock, en una conferencia de prensa televisada.

El ministro conservador anunció restricciones con carácter inmediato en los visitantes procedentes de Sudáfrica.

Además, se urge a quienes hayan visitado el país en los últimos 15 días y a las personas de su entorno que guarden cuarentena en prevención de posibles contagios.

Hancock confirmó también que el equipo de la Universidad de Oxford y la farmacéutica AstraZeneca ha presentado a las autoridades reguladores británicas la documentación completa de su vacuna anti-COVID.

El ministro evitó dar una fecha aproximada del inicio del programa de inoculación con el preparado de este consorcio, cuya distribución es logísticamente menos compleja que la requerida por la vacuna rival.

“Continuamos administrando la vacuna de Pfizer y BionTech, que se ha suministrado a más de 500 localizaciones del Reino Unido y seguimos ampliándolas y acelerando el programa”, dijo.

El primer ministro, Boris Johnson, indicó días atrás que más de medio millón de personas habían recibido para el 19 de diciembre la dosis inicial del vial desarrollado por el consorcio germano estadounidense.

Los datos oficiales de la evolución del programa de vacunación se publicarán el 24 de diciembre, según adelantó el ministro de Salud.

Más áreas confinadas

Por último, Hancock confirmó que, a partir del sábado 26, media docena adicional de regiones inglesas quedarán sujetas a las máximas restricciones para contener la propagación de la cepa B117.

Así se ha bautizado la variante altamente contagiosa del Sars-Cov-2, que ha causado estragos a nivel nacional y la suspensión de las conexiones aéreas, marítimas y ferroviarias con Reino Unido por parte de medio centenar de países.

Las limitaciones implican en la práctica el confinamiento domiciliario y el cierre de los comercios y los negocios no esenciales, además de los centros artísticos, cines, teatros y otros locales de entretenimiento de las regiones afectadas.

Gales, Escocia e Irlanda de Norte anunciaron previamente el aumento de sus respectivas medidas restrictivas, que entrarán en vigor después de la Navidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here